Receta Jabón natural de miel, avena y verbena exótica



JABÓN NATURAL DE MIEL, AVENA Y VERBENA EXÓTICA

Ingredientes:
1 kg. de jabón base glicerina cristal
5 gr. aceite de almendras dulces
1 cucharadita de miel
2 cucharaditas de polvos protectores de arroz
30 gr de avena
5 gotas a.e Zanahoria
20 gotas a.e. verbena exótica
10 gotas a.e palmarosa


1. En primer lugar cortaremos la base de jabón de glicerina en dados y lo pondremos a fundir al baño maría.

2.Una vez fundido, añadiremos el aceite de almendras, los polvos protectores de arroz y la miel, los ingredientes se añaden uno por uno hasta que no se integra el anterior en la mezcla no se añade el siguiente.

3. retiramos del fuego la olla, dejamos esperar unos segundos y añadimos la avena y los aceites esenciales.

4. vertimos la mezcla en un molde y vaporizamos en la superficie alcohol de romero para hacer desaparecer las burbujas que se quedan depositadas en el exterior.

5. dejamos esperar 24 horas, desmoldamos y cortamos.




Este sería el resultado, como podéis observar la avena queda depositada en la superficie, de esta forma le hemos añadido una acción exfoliante a nuestro jabón.

Además de sus propiedades hidratantes y humectantes estos son los beneficios físicos y emocionales de los aceites esenciales que hemos utilizado…


. El aceite esencial de zanahoria hidrata la piel y alivia los dolores musculares, aporta a la formulación un aroma amaderado tan propio de los perfumes orientales.

. Con el aceite esencial de verbena exótica aumentamos la limpieza ya que sus propiedades fungicidas, antiviral y bactericidas nos aportan un plus de desinfección, su aroma cítrico, revitalizante y dulce nos aleja del estrés y de los pensamientos negativos aportando armonía a esta sinergia relajante.

. Y por último el aceite esencial de Palmarosa es anti-infeccioso, antifúngico y antiviral por lo que volvemos añadir desinfección de alto espectro, además es cicatrizante por lo que nos ayudará a reparar las manos agrietadas. También regula el exceso de sudoración.
Su aroma verde y cítrico nos ayuda a conectar con el presente y a seguir nuestra brújula interna.

No olvides hidratar tus manos después de cada lavado y tantas veces como la necesites con la crema reparadora de avena de karicia, el complemento perfecto para nutrir y regenerar.


Si te encantan los aromas naturales, este es una delicia, una mezcla amaderada, cítrica y natural, perfecto para empezar o terminar el día armonizando tus pensamientos y conectando con el presente. De propiedades ya veis que va servido, lo podéis usar tanto para las manos como para el cuerpo.
Un jabón fácil de hacer, con o sin niños y para toda la familia. (excepto niños menores de 6 meses).

¡Qué lo disfrutéis!

PIELES NATURALES PIELES BONITAS


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *